Seguimos con la "saga": ¿Prolongamos el bronceado? Vol.2

¡Hola de nuevo! ¿Qué tal estáis? Espero que genial. Gracias por todas las que somos ya en el blog, casi 800 y gracias a todas las que comentáis diariamente. Ésta es mi última semana de vacaciones así que tengo que disfrutarla al máximo, además el viernes es mi CUMPLEAÑOS :D

Como blogguer me está dando problemas con esta entrada, he borrado la anterior y la vuelvo a publicar, a ver si a la tercera va la vencida.
 
Como os comenté en el post del miércoles pasado voy a contaros consejos, enseñaros productos y explicaros todo lo que sé acerca de cómo podemos prolongar el bronceado (muy importante en estas fechas).

Como ya os dije podemos prolongar el bronceado de 3 formas:
- Con maquillaje para conseguir que nos dure más o crear ese efecto bronceado (podéis ver el post aquí).
- Cuidando nuestra piel.
- Con exfoliación y productos específicos para prolongar el bronceado.

En el caso de hoy vamos con la segunda opción de cómo prolongar el bronceado y ¿cómo podemos hacerlo? Pues muy fácil, cuidando nuestra piel
Así que vamos con ello:
Como estamos ya en la recta final del verano, uno de nuestros objetivos puede ser mantener el máximo tiempo posible, ese atractivo tono que nos proporciona el bronceado.

1. Con la piel hidratada podemos retener el moreno:

Las continuas exposiciones solares y, aunque en menor medida, la sal del mar y el cloro de la piscina van agotando nuestras reservas de agua y lípidos que posee nuestra piel, provocando un continuo proceso de deshidratación.¿Qué podemos hacer? Hidratar al máximo.
Uno de los problemas que presenta una piel seca y desnutrida es que, como se descama fácilmente, pierde el moreno con suma rapidez. La solución, para evitar que ese favorecedor bronceado que hemos conseguido durante el verano se esfume en pocas semanas, es hidratar la piel en profundidad.

Producto ideal:
Loción corporal con manteca de karité.
Es una crema nutritiva con un alto contenido en glicerina y extractos de manteca de karité. Especial para pieles secas.
Marca: Dove
Precio: 4.99€
 
2. Si todavía disfrutas de días de sol:
Podemos utilizar los últimos “aftersuns” que han salido al mercado. Al igual que hay cremas solares que aceleran e intensifican el bronceado, ahora podemos encontrar en el mercado “aftersuns” con activadores de melanina, el pigmento que broncea la piel.
De ahí que estas lociones consigan prolongar el bronceado durante varias semanas. Se recomienda usarlo cada día antes de acostarse y al volver de la exposición al sol.

Producto ideal: After Sun Tan Prolonguer Lotion.
Crema “aftersun” enriquecida con tanimel, un compuesto que duplica la producción de melanina, asegurando un bronceado más duradero.
Marca: Piz Buin.
Precio: 14€
 

3. Si ya no estás a tiempo de tomar el sol:
El primer paso para conseguir que el moreno de nuestra piel perdure es utilizar un gel de ducha suave y nutritivo, que ayude a mantener el manto hidrolipídico de la piel. Tras el baño es conveniente aplicar una dosis generosa de crema hidratante, especial si tienes la piel seca (y tienes la “piel de cocodrilo”, es decir, que se escama). Al ser posible, es bueno elegir un producto que contenga manteca de karité, aceite de aguacate, aceite de almendras o urea.
Es importante que hagamos hincapié sobre las zonas que disponen de menos glándulas sebáceas y, por tanto, son más propensas a la deshidratación, como las piernas y los brazos.

Producto ideal: Leche corporal reparadora intensiva Urea.
Restablece el nivel de hidratación de las pieles muy secas. Repara intensamente aportando una sensación de confort inmediato.
Marca: Deliplus (Mercadona)
Precio: 2,5€
4. Con autobronceadores podemos lucir un moreno más intenso.
Es muy importante que todas tengamos en nuestro armario un autobronceador.
Es esencial que elijamos una loción autobronceadora (en gel, crema, espray, etc.) formulada con  activos hidratantes, ya que estos productos tienden a resecar la epidermis en exceso. Para un resultado perfecto, conviene que exfoliemos la piel con un exfoliante suave antes de aplicarnos el bronceador.

Otra opción que podemos realizar es sustituir nuestra hidratante facial y/o corporal por un producto con agentes autobronceadores. Como las hidratantes con color. Así conseguiremos una piel bronceada y además, hidratada.

Producto ideal: Toallitas autobronceadoras.
Bronceado sin sol.
Marca: Deliplus (Mercadona).
Precio: 2€ (aprox.) por 6 uds.
CONSEJOS PARA PROLONGAR EL BRONCEADO:
- Bronceado más luminoso con Vitamina C: Este nutriente está presente en el kiwi, las naranjas, las limonadas caseras y las ensaladas de tomate.
- También con Vitamina A: Intensifica el bronceado desde el interior. Las zanahorias, la calabaza, la papaya y el mango son algunos de los mejores “autobronceadores” naturales que se ingieren por vía oral.
- Más joven con vitamina E: Los frutos secos, las semillas, las frutas deshidratadas y el aceite de oliva virgen contienen mucha vitamina E, un antioxidante que reduce los daños producidos por el sol. Ahora es el mejor momento para incluir en la dieta este activo anti edad, ayuda a prevenir la flacidez de la piel y la aparición prematura de arrugas.